payday loans
Imprimir E-mail
Tamaño de Texto Larger Font Smaller Font

París, diciembre 8 de 1965

Pr. OM LIND-SCHERNREZIG
ALIANZA UNIVERSAL
Vicie-Pres. - Señora E. Sanders
Apartado Aéreo 135
Altadena, California.
E.E.U.U.

Sr. U. Thant
Secretario General
NACIONES UNIDAS
Ciudad de Nueva York
E.E.U.U

Estimado Señor,

La presente es para acompañar una copia de carta que hemos enviado al Sr. Ho Chi Minh y al Gobierno del Norte de Vietnam. De igual manera cartas han sido enviadas a las cabezas de los gobiernos de Rodesia, Santo Domingo, Congo, Chipre, etc.

Hemos organizado esta CAMPAÑA MUNDIAL por la PAZ sobre una base de realismo humano, toda vez que ni la guerra extensiva ni las intervenciones religiosas o los esfuerzos puramente políticos han proporcionado mínimas soluciones eficaces a los problemas más agudos del mundo. La GUERRA es, desde luego, la más desesperada e irracional pérdida de control, o escape del hombre. La GUERRA es también el más salvaje, estúpido, brutal e inhumano recurso posible, y nunca se ha demostrado realmente constructiva o noblemente inspirada en ningún momento en el largo curso de la historia. La GUERRA nunca ha resuelto en absoluto ningún problema, y muy por el contrario sólo los ha multiplicado y empeorado.

No obstante, debemos enfrentar los hechos realistamente. Las GUERRAS constituyen un producto final de una serie larga de problemas sociales y económicos diferentes, los cuales son debidos a la mala salud, educación inadecuada y nociones confusas e incompletas en torno a las verdades de la  vida. Las GUERRAS, sin embargo, podrían ser evitadas erradicando sus causas simplemente, y haciendo a las personas más pacíficas y amables, más dedicadas a los propósitos de dignificación humana, y más apreciativas de los valores espirituales genuinos que son eternos.

La unicidad de la HUMANIDAD está todavía por ser descubierta por la mayoría de las personas. Consecuentemente, los conflictos entre los mitos convencionales y la arrogancia dominante de los autoproclamados dechados de perfección Divina, fácilmente transforman la superficie entera del planeta en campos de batalla. A veces los campos de batalla son completamente míticos en sus embates, pero invariablemente acaban en destrucción indiscriminada y sádico desangre o tonterías satánicas de la misma manera.  Así, las ideologías políticas y doctrinas místicas políticas dividen la humanidad así como al mundo, y en la realidad concreta es siempre el HOMBRE el que sufre las horribles consecuencias.

No profesamos saberlo todo, o resolver todos los problemas. No obstante, sabemos de lo que hablamos, y aborrecemos reconcentrarnos en los problemas sin resolverlos. Comprendemos, desde luego, que problemas que han existido por tanto tiempo deben encontrar pronto su solución, de otra manera ellos continuarán empapando el mundo con sangre humana y adornándolo con infamia e indecible abominación.

Inútil decirlo, no son las palabras y promesas fantasiosas, o incluso las advertencias y la carnicería monstruosa, las que en algún momento resolverán los problemas mundiales. Debemos enfrentar los problemas resueltamente, de una vez por todas, y así demostrar hasta qué punto somos personas verdaderamente inteligentes, sagaces y responsables.

Hemos planteado con suficiente claridad durante más o menos los últimos cincuenta años que no estamos interesados en política, o en cualquier forma de supremacía de fe y hegemonía mística mundial. Somos, sobre todo, HUMANOS, si bien nuestro espíritu es UNVERSIANO en características y propósitos. Nuestra presente campaña PRO PAZ MUNDIAL es, por consiguiente, fundamentalmente e implícitamente PRO HUMANITARIA. Dios no puede fallar en estar con nosotros - y ayudarnos -, de hecho, si podemos tener éxito en liberar a la humanidad de los azotes de la GUERRA y todos sus factores determinantes. Esto es tan cierto que los cuerpos religiosos más noblemente inspirados del mundo han estado de acuerdo en colaborar con nosotros. Nuestros términos pueden extenderse, desde luego, a todas las personas a lo largo del mundo, sean ellos orientados hacia la política o simplemente agnósticos, ateos y anarquistas, con tal de que ellos subscriban razonablemente la REGLA DE ORO. Esta REGLA DORADA, la Organización de las Naciones Unidas puede tomar aviso de ella también, ha sido enunciada por los fundadores de todas las grandes religiones y civilizaciones de edades pasadas, empezando con RATAUVEA en los comienzos de la era Paleolítica, varias docenas de miles de años en el área del océano Pacífico. Incluso se dice que el Señor Cristo la ha promulgado, mientras Su Gracia el Profeta Mahoma, años después, la admitió como una ley vital.

Las personas que están promoviendo hoy las debilitantes condiciones horrorosas de la GUERRA en Cuba, Chipre, Congo, Vietnam, Rodesia, Tierra Santa, Santo Domingo, Brasil, Uruanda o en cualquier otra parte, están evidentemente demasiado ocupadas en evaluar las atrocidades y más inhumanas consecuencias que ellos consienten. O están tan demasiado absortos en sus negocios de destrucción y desangre con ultramodernos armamentos que se hayan hipnotizados y extasiados por el perturbante espectáculo que mana desde lo más profundo de su ser. No, la GUERRA no es un requisito humano, a pesar de lo que pueda ordenar o proponer alguna Escritura Santa. El salvajismo, la disputa viciosa y el desangre monstruoso no pueden ser ordenados por ninguna cabal y respetable Deidad. El hombre está dotado naturalmente de todas las facultades necesarias, virtudes y poderes para resolver todos sus problemas inteligentemente y con la adecuada dignidad.

La ALIANZA UNIVERSAL, HUMANISTA, CULTURAL, RELIGIOSA Y ESPIRITUAL PARA LOS TIEMPOS MODERNOS, Inc. (Nueva York) la cual también se estable legalmente en la mayoría de los países civilizados, y debido a su único record de esfuerzos pacíficos y designios espirituales es incuestionablemente la única organización que puede demandar, con la debida sagacidad y propiedad, el derecho a hablar de CONCIENCIA HUMANA. Por algo se encuentra integrada actualmente por 758 diferentes organizaciones religiosas, fraternales, culturales, espiritualistas, humanitarias, filosóficas y espirituales. Es, de hecho, el ORGANISMO UNIVERSAL de todas las organizaciones concebidas. Nuestros requerimientos y declaraciones representan el más grande y libremente expresado consenso de personas humanas alguna vez alcanzado.

Estamos interesados en resolver los problemas humanos, pero sólo a través de las vías razonadas y genuinas maneras inteligentes. No en nombre de una fe determinada, noción, raza, continente, clan o partido de personas, sino POR Y PARA TODA LA HUMANIDAD. Nos sentimos seguros que no hay nada que perder probando nuestras proposiciones. De hecho, queremos que TODA la HUMANIDAD SALGA VICTORIOSA Y BENEFICIARIA en todas las circunstancias.

Demandamos que todas las naciones se pongan de acuerdo en nuestras condiciones acudiendo a un ARMISTICIO inmediato, y enseguida comenzar diálogos de conciliación dirigidos a PROSCRIBIR LA VIOLENCIA ARMADA Y TODAS LAS FORMAS DE GUERRA O ANTAGONISMO SISTEMÁTICO. Debemos empezar por hacer realidades funcionales los Derechos Humanos para la humanidad, a fin de que no se constituyan en simples promesas y esperanzas para el futuro. Así, el principio de LIBERTAD de la Conciencia Humana en el Camino de la Vida debe subyacer y permear todas las leyes estatuidas humanamente en todas las latitudes del mundo. De esta manera, en forma segura, inauguraríamos una época prolongada de historia que deletree PAZ, Rectitud, Amor, Hermandad, Bondad, Nobleza y Humanismo Ideal.

LA ALIANZA UNIVERSAL, HUMANISTA, CULTURAL, RELIGIOSA Y ESPIRITUAL PARA LOS TIEMPOS MODERNOS, Inc., siendo siempre consecuente con sus propios principios y propósitos noblemente inspirados, no sólo INVITA a todas las naciones y personas desgarradas por la guerra a  la aplicación de la REGLA DORADA en la mesa del CONGRESO HUMANO MUNDIAL bajo su guía, sino que también DESAFÍA a todas las naciones verdaderamente amantes de la paz a contestar sin demora el aquí expresado  "LLAMADO" a la CONCIENCIA HUMANA. Nuestro espíritu impersonal constituye una garantía suprema de juego limpio. Nunca en toda la historia humana ha existido tal oportunidad para realmente RESOLVER PROBLEMAS que afectan a toda la humanidad.

Quedaría para que la Organización de las NACIONES UNIDAS difunda nuestro presente Mensaje a todas las Naciones. Podría facilitar además nuestra noble tarea en todas las formas posibles, por cuanto hemos indicado, no hay nada que perder probando el camino de nuestra REGLA DE ORO, y todas las ganancias serán para siempre para la humanidad.

Muy obligado por su amable atención

Pr. OM LIND-SCHERNREZIG
Patrón General

TFV/KH

PD:  Ahora, nosotros hemos descubierto una solución real, pero no intentamos imponerla de forma alguna a las personas. Si alguien tiene otra solución mejor, de hecho, nosotros queremos conocerla, y si funciona mejor que nuestras propuestas, entusiastamente la adoptaremos. Lo que aborreceríamos es CONOCER UNA BUENA SOLUCIÓN Y REHUSARSE A UTILIZARLA. Lejos de nosotros la idea de pretender de todas las personas que sean como nosotros, o a que nos sigan y se suscriban timoratamente a nuestros dictados, por cuanto no somos doctrinarios. Estamos científicamente orientados al igual que espiritualmente inspirados, pero por sobre todo esperamos ser siempre tan prácticos y sensatos como sea posible.

No pretendemos decir a todas las naciones y a la humanidad en general qué creer, cómo respirar o qué hacer. Simplemente proclamamos que constituimos un único medio de análisis sereno y constructivo de todos los problemas. Una especie de oasis libre de todo prejuicio y ansiosos para actuar como MEDIADOR imparcial.

No pretendemos ninguna TREGUA. Queremos un inteligente y último ARMISTICIO. Definitivamente, exigimos un NO MÁS CARNICERÍA - NO MÁS CARNICERÍA - NINGÚN OTRO ESQUEMA ABSOLUTISTA. Todas las concepciones totalitarias son reprensibles y vanas, estando basadas en conclusiones ciegas y fuerza viciosa. Además, ninguna tregua puede ser loable o moral, por cuanto es sólo una admisión tácita de la tontería de la destrucción lasciva y carnicería salvaje, además de una resolución para continuar este curso cínico de locura y propósitos infrahumanos. Lo que la  CONCIENCIA HUMANA exige y por lo que se esfuerza es por un inmediato ARMISTICIO UNIVERSAL, POLÍTICAMENTE ASI COMO RELIGIOSAMENTE, A FIN DE QUE LOS PODERES EN CONTIENDA PUEDAN SENTARSE CUANTO ANTES EN UN PARLAMENTO INTELIGENTE Y NOBLEMENTE INSPIRADO A FINIQUITAR TODAS LAS FORMAS DE COMPETENCIA DE INTOLERANCIA RELIGIOSA, ABSOLUTISMO IDEOLÓGICO, ODIO BRUTAL Y GUERRA VIOLENTA. Ahora, nosotros no decimos "Por la Gracia de Dios" o "Por el amor de Mike” - puesto que tales fórmulas han demostrado hasta hoy ser fútiles-, sino, más bien, PARA LA GRACIA DE UNA HUMANIDAD MEJOR y EN EL NOMBRE DE SU PROPIO RESPETO paren todo el devastamiento belicoso y obsesiva destrucción de las “guerras de concentración” de nuestro planeta desde Berlín a Jerusalén, de Corea al Congo, de Cuba a los Vietnams, desde la Tierra Santa a Rodesia, de Brasil a Santo Domingo, de Bogalusa y Watts a Cachemira, etc. no hay verdadera GRANDEZA GLORIOSA FUERA DE LOS DESIGNIOS HUMANITARIOS Y LOS VALORES ESPIRITUALES. Tampoco puede haber hoy la menor admiración y respeto para los hechos de las armas, el absolutista poder primitivo y cualquier forma de explotación del hombre por el hombre. !He Aquí! - LA MAYOR, HUMANIDAD GENUINAMENTE ESPIRITUAL empezó en 1912 con la irrupción de la Nueva Era (Acuario) cuando la HERMANDAD UNIVERSAL - COMUNIDAD DE LA HUMANIDAD fue creada. De hecho, que nos preocupe creerlo o no, la larga historia repugnante de los esquemas de Intolerancia, Crueldad, Orgullo, Egoísmo, Tiranía de fuerza y egocentrismos autosuficientes fue condenada el día en que la Era Nuclear nació en Hiroshima y Nagasaki. Ahora, un mundo mejor está en gestación, gracias a la aplicación inteligente de la REGLA DE ORO.

Pr. OM LIND-SCHERNREZIG.

Especialmente para los Líderes: Se concede permiso de reproducción si se efectúa en forma integral y sin modificaciones.

Editor responsable:  SANTO DOMINIO UNIVERSAL, Inc.  -   Apartado postal 4293 - Gran Estación Central - Ciudad de Nueva York - N-Y - 10017 - EE.UU. Original en Inglés.