payday loans
Imprimir E-mail
Tamaño de Texto Larger Font Smaller Font

En busca de Oficiales para nuestros Cuadros Directivos

Esta carta va dirigida a USTED

Le enviamos de nuevo a Usted un llamado urgente para significarle que cada uno de ustedes tiene su lugar reservado entre nosotros y, sobre todo, para que se vuelva práctico este Ideal Espiritual que nos anima, en sumo grado.

Bien lo sabe Usted, no somos unos intelectuales que juegan con la Paz, o unos fantaseadores que hacen del Ideal una comedia del día. Tomamos muy en serio esta tarea de la Rehabilitación Humana, así como la de hacer, tanto como garantizar, la Paz en el mundo. Para nosotros no es cuestión de aparentar o ser teatrales.

Reclamamos de todos sinceridad absoluta y entrega constante. Los que verdaderamente quieren la Paz deben saber que ningún ideal se alcanza con sólo soñar con él, o chillando en asambleas y en las esquinas de las calles. La libertad individual, tanto como el derecho a la dignidad, al trabajo honrado y respetable, a la felicidad y a la irradiación de conciencia, son ideales que el hombre no puede adquirir sino por derecho de conquista propia, y mantener sólo al precio de una vigilancia permanente, y de continuos sacrificios individuales; es preciso, en fin, merecer las grandes condiciones de la vida, y para eso es también preciso ofrendar las mejores fuerzas y cualidades que dormitan en nosotros, y deponer o derrumbar, ya sea nuestro orgullo, ya sea nuestro amor propio, o nuestros pequeños vicios personales.

En todo caso, absolutamente nada en este mundo nos es garantizado si no proviene de los más íntimos fueros de nuestro ser, y sería de embusteros creer o contar con que nuestras esperanzas serán satisfechas por simple dádiva providencial. La honradez para con nosotros mismos nos exige más bien un esfuerzo concreto y constante por parte nuestra, hasta que nuestro Corazón logre dar la nota creadora, en consonancia con el Ideal que perseguimos.

El momento que vive el mundo es trágico. Es preciso pues no perder más tiempo en juegos de palabras, o dejar que las cosas se arreglen por sí solas, ya que los problemas que no son solucionados en el acto, en el mismo momento en el cual surgen, crecen y se multiplican. Y siempre es el hombre la víctima inmediata!

Acudimos a Usted para rogarle que ocupe su lugar entre nosotros, según sus mejores disposiciones y capacidades. Aquí, lo único que cuenta, es el hombre y sus valores espirituales. Cada uno guarda su creencia religiosa si tiene alguna, cada uno conserva su nacionalidad, su rango social o el partido político de su preferencia, y en fin cada uno continua perteneciendo a la raza o profesión de sus cualidades natas. No cultivamos forma alguna de prejuicio, por el contrario vemos en todos los hombres a unos Hermanos Universales y tenemos a pecho que todos respeten en cada uno la dignidad que le corresponde, por derechos naturales, y en fin que todos se constituyan en amigos-asociados y protectores de la gran epopeya de la Vida.

Para nosotros el Ideal es un privilegio natural del Corazón, y es lo que da sentido universal a nuestra vida. En sentido opuesto, la religión, la política o la profesión, así como el rango social y la fortuna son circunstancias condicionadas por los accidentes de la vida. Es por ello que no cesamos de reclamar la primacía del Espíritu en cuanto al sentido de la Vida y, en prioridad la solución de los problemas circunstanciales que son lo propio del compuesto humano.

No tenemos tiempo que perder en unas doctrinas más o menos sentimentales, o en unos dogmas tradicionales y metafísicos. Encaramos los problemas y los males que atañen al hombre de cerca, sin consideraciones superfluas. Para nosotros los datos de la Ciencia no son de ninguna manera despreciables. Es por ello, por cierto, que queremos proceder sin tardanza a la Rehabilitación del Hombre, por medio de una estructura y de una mecánica susceptibles de crear una nueva civilización y, sobre todo, con la ayuda de una dinámica espiritual que genere los valores y los atributos vitales que tanto necesita el hombre.

He aquí, nuestra tarea. ¡ Es la suya también ¡ ¿ O no ? ¿ Y cómo rehusarse a ella ?

No es sustrayéndose a toda responsabilidad, o bien quedando apáticos o complacientes con las condiciones mundiales demenciales, y de más en más complejas y trágicas, que cumpliremos nuestro deber. Debemos, por lo menos, tratar de justificar nuestra existencia, haciendo verdaderamente lo mejor posible para rehabilitarnos, a nosotros mismos, mientras brindamos un valiente auxilio a los demás, los cuales, como nosotros mismos, sufren las miserias, las injusticias y las terribles consecuencias del monstruoso estado de cosas del cual algunos se vanaglorian, llamándolo “civilización”

Queremos recordarle a Usted, en fin, que mientras los sistemas de religión, los  partidos políticos, los clanes ideológicos, las naciones y los trusts no trabajan sino para sus propios intereses – aunque, mientras tanto, desprecian estos mismos intereses en los demás – nosotros nos UNIMOS en nombre de los intereses vitales del hombre, por encima de todas las consignas convencionales, y más allá de todos los sistemas, partidos o clanes personales.

Esperando tener muy pronto su respuesta, que lo religue a Usted a la Causa del hombre, le rogamos reciba nuestros mejores votos.

AYER
HOY

  _________________

  (Yo mismo)

P.S.-Esta carta puede ser firmada por Usted mismo, si usted comparte su espíritu y comparte también su mismo coraje y civismo. La dirección, sin embargo, queda siendo la siguiente :

ALIANZA UNIVERSAL CULTURAL, HUMANISTA, RELIGIOSA Y ESPIRITUAL PARA LOS TIEMPOS MODERNOS
Pr.OM Lind-Schernrezig Foundation

C/o M.Peurozet – Secr. Relaciones Internacionales
Apartado Postal 126 – Barcelona 08080 – España
Esta dirección electrónica esta protegida contra spam bots. Necesita activar JavaScript para visualizarla

 

Así como las de todas nuestras Secciones y Corresponsales internacionales