Imprimir
Visto: 752

 París,  el 23  de diciembre de 1951

111.

Centro Luminar

Príncipe  OM Cherenzi  Lind

Su presidente: Hon. Raúl C. Vásquez

Ira Trasversal No 6090

Ovalle, Santiago de Chile. –CHILE

Muy distinguidos y Queridos hermanos:

Recibí su afectuosa comunicación fechada a 2 de diciembre en que pasa en revista los acontecimientos dolorosos y poco encomiables en torno a los pasos preliminares al PRIMER CONGRESO ESPIRITUALISTA AMERICANO. Les quedo muy agradecido por su sincera lealtad e inalterable devoción, así como por su inconmensurable deseo de seguir siendo fieles servidores de los principios Universales y la noble Presencia que encarno.

         Hacen bien en no constituirse en jueces, ni cultivar rencores ni la menor mala voluntad hacía y para con quien fuere. Tuve en su oportunidad ecos de las deserciones, traiciones y crueles puñaladas harteras de ciertos hermanos poco conscientes y de discutible dignidad. No importa, cada cual da los frutos que porta, como cada árbol…….y cada cual obra de acuerdo con el karma que se agencia  y condimenta.

         El desafío a los principios universales que encarno y a las directivas que señalé es una culpabilidad que sabrán soportar y arrastrar quienes de ello prefirieron hacerse así responsables.

         Sigo esta carta ya de regreso a cuba, y sin tardanza les envío ésta para que sepan que estoy  enteramente con quienes sepan enarbolar con inquebrantable sinceridad los valores indiscutibles que constituyen mi divinal atuendo, mi gesto místico y mi dinámica Creadora. Soy indisoluble e impoluto en cuestiones de certidumbres Espirituales, y si hay algo  de suprema  valía  en las  Enseñanzas que encarno es precisamente esa claridad infinita y prepotente que vierto en las  almas, esa fuerza incontenible que doy a los corazones puros. La genuina espiritualidad es un estímulo vigorizante y un fuego luminoso que impregna el Ser, y excelo en este género de realizaciones contagiosas para los Discípulos.

         Pueden remitirme copia del Acta en Referencia. Servirá a otros hermanos en otras latitudes para que se empapen de la realidad. Cuando indiqué la conveniencia de celebrar un congreso Espiritual en Chile, fue primordialmente con el propósito de dar tarea a todos para que así todos dieran de si y demostraran lo que deveras son. LO HAN DEMOSTRADO, Y TODOS LOS PARTICIPANTES SABEN YA A QUE  ENTENERSE.

         Prosigan en sus labores, sin importarles los fracasos y las fallas o limitaciones ajenas. Estudien, y procuren no tropezar demasiado. En sus meditaciones, sepan que liban el divino néctar Universal, siempre que se acojan a las potencias indicadas en la INVOCACION UNIVERSAL…

         Huyan de los efectismos y de toda parada estrafalaria, de todo cuanto sea ilusión sofística y vulgar fantasía. Procuren ver de frente la Vida y sentir la verdad en su milagrera desnudez, si de teosofía, espiritismo, metafísica o misticismo funambulesco añoran y quieren ser ahítos, procuren invocar con genuina sinceridad las potencias Eternas, y junto conmigo se percataran  de que en la genuina Iniciación no se pierde el tiempo ni se desvaría, ni tampoco se hace alarde de necias ínfulas y burdas estridencias que son artificios valores.

         Muchas personas gustan perder su tiempo, o son ociosas que juegan con la espiritualidad porque éste es un campo fácil para exaltar a los tontos y propicio para engatusar a los demasiado crédulos. Empero las almas sinceras, que laboran por lograr conquistas genuinas y obvias y no escatiman esfuerzos por reintegrarse a la gran patria celeste de las eternas divinales certidumbres, viven más bien para desarrollar fuerzas y cualidades íntimas y cultivar valores indiscutibles y de cuño generoso incontestable. Ni pierden su tiempo ni hacer perder el suyo a sus Iniciadores, que son almas serviciales pero no dispuestas a servir de trampolín  o de establo  a vilezas y fantasías, estentórea, agitada, rimbombante, pero la falsa espiritualidad es estéril, aunque bombástica. La genuina Espiritualidad es humilde, generosa y creadora aunque sin ostentación.

         El integrar un centro Luminar R-C, y por añadidura bajo los auspicios de un nombre tan vibrante y proteico como PRINCIPE OM CHERENZI LIND – K.H obliga a esfuerzos pacientes, constantes y crecientes. Tal vez sea yo exigente, pero ustedes mismos han escogido esta senda de seriedad y fortaleza. No les queda más que portarse a la altura de sus deberes y hacerse dignos de las nobles aspiraciones escogidas. Siguiendo según estas condiciones, me encontrarán siempre a manera de divino maná que multiplicará sus fuerzas frente a la adversidad y que les inspirará en sus momentos más efusivos y anhelantes.

La tarea es inmensa, pero no es difícil de cumplir. Todos los problemas se resuelvan cuando se está bien asistido desde lo alto,  y se crece en pureza y nobleza cuando se sabe ser digno del ideal y de las aspiraciones que se cultiva. Hay que estar a la altura de lo que se catea y responder con fuerza moral y potencia espiritual a los principios que se invoca o que se pretende utilizar en la vida.

         La gran comunión se efectúa de todos modos, los jueves hacía los 10 P.M. pueden conectarse conmigo de manera efectiva, con presencia vera, si se unen en sincera comunión, y tras de haber llenado los requisitos.

         No deben de dar importancia a la incomprensión ni a la inquina o a la maldad, ustedes, deben procurar ser superiores a todo ello… y donde se les impone una cadena escúrranse hacía las alturas Espirituales, o cuando se les impones un cerco dogmático procuren poner el suyo, que es el más ancho de todos los círculos puesto que es el del infinito que está hecho de cordura, amor y nobles sentimientos… y cuando se les fustiga con odio, o si alguno quiere ensañarse con ustedes, traten de ser luz ardiente que purifica cuanto toca en  ese duro y cruel crisol que es el mundo…

         Reciban ustedes, todos, queridos Discípulos Vásquez, Isla , Sandoval y González, mis mayores parabienes y todo mi Bendición profunda.

LO INCOMPARABLE ES LO SUPERIOR, AUN EN MEDIO DE LOS VULGARES OROPELES Y ARTIFICIOS DEL MERCADO COMUN….

De ustedes. En las supremas Armonías  Universales.

Pr. OM Cherenzi Lind – K.H.

Maha Chohan

Vedado, Habana, Cuba                               

Calle 21 Numero 104(8)